Amenaza de aborto: qué es, causas y cuidados

Dibujo mujer embarazada revisando su vientre con estetoscopio para evitar amenaza de aborto

La amenaza de aborto es el conjunto de síntomas que indican un factor de riesgo de aborto espontáneo.

Esta condición ocurre durante las primeras 20 semanas de embarazo y suele ocasionar sangrado vaginal entre otros síntomas.

Aproximadamente un 30% de las mujeres embarazadas presenta sangrado vaginal en esta etapa del embarazo, sin embargo, menos del 50% de estos casos llega a producir un aborto espontáneo.

Si estás embarazada y percibes alguno de los síntomas de esta condición, es necesario que acudas de inmediato al médico, ya que podría ser signo de aborto espontáneo y representar un riesgo para la vida del feto o complicaciones para tu salud

Síntomas de la amenaza de aborto

La amenaza de aborto puede presentar diversos síntomas como:

  • Sangrado vaginal
  • Expulsión de coágulos
  • Dolor en áreas específicas como:
    • Abdomen (cólicos)
    • Pubis
    • Espalda
    • Vientre
  • Calambres abdominales

 

Dibujo de ultrasonido de feto en un monitor representando síntomas de una amenaza de aborto

 

Causas de la amenaza de aborto

Esta afección no tiene una causa específica. Debido a que se trata de una alerta sobre la posibilidad de un aborto, se asocia a diversos factores de riesgo como:

Caídas o accidentes

  • Problemas hormonales
  • Problemas cromosómicos en el feto
  • Infecciones
  • Enfermedades como diabetes y problemas tiroideos
  • Edad de los padres:
    • Cuando la madre supera los 35 años
    • Cuando el padre supera los 40 años
  • Estrés
  • Lesiones
  • Sobrepeso
  • Anomalías uterinas
  • Embarazos ectópicos
  • Síndrome de anticuerpos antifosfolipídicos
  • Histocompatibilidad materno fetal
  • Exposición a tóxicos ambientales
  • Estudios invasivos en el feto

 

Cuando se presentan estos síntomas y no son tratados adecuadamente, dependiendo de la causa y su severidad, pueden ocasionar un aborto espontáneo.

 

causas de amenaza de aborto

 

Tratamiento y cuidados para la amenaza de aborto

El tratamiento para una amenaza de aborto está asociado a la causa de dicha afección y será diferente para cada paciente, incluso es posible que no se requiera tratamiento.

Cuando se presenta esta afección se deben seguir estrictamente una serie de cuidados:

  • Mantener reposo absoluto:
    • No realizar ejercicio físico
    • Evitar actividades vigorosas
    • Abstenerse de tener relaciones sexuales
  • No consumir medicamentos no prescritos
  • No consumir alimentos cárnicos sin procesar
  • Evitar los embutidos
  • No consumir ningún tipo de drogas
  • Evitar fumar

Estos cuidados pueden mejorar las posibilidades de llevar el embarazo a buen término y de manera natural, si se ha presentado una amenaza de aborto. Se debe mantener un monitoreo constante del embarazo para determinar:

  • Viabilidad del feto
  • Desarrollo fetal
  • Condiciones de salud de la madre

 

Tratamientos y cuidados para prevenir la amenaza de aborto

 

Posibles complicaciones

Es importante atender cualquier amenaza de aborto desde los primeros síntomas para evitar complicaciones. Si no se le da un tratamiento adecuado, o no se sigue el reposo recomendado, puede tener graves consecuencias para la vida del feto y la salud de la madre.

Algunas de las complicaciones potenciales son:

  • Sangrado abundante que genere hemorragias o anemia.
  • Infecciones
  • Efectos en el embarazo:
    • Aborto espontáneo
    • Parto prematuro
    • Desprendimiento de la placenta
    • Hemorragias postparto
    • Bebés pequeños

Cuando a una amenaza de aborto no se le da el seguimiento adecuado y ocasiona una pérdida del embarazo, las consecuencias físicas representan una amenaza para la vida de la madre y además acarrean secuelas psicológicas importantes.

Más allá del deterioro en la salud de la madre, pueden presentarse cuadros depresivos en ambos padres que producen daño a nivel emocional y familiar.

 

Dibujo de mujer embarazada en silla ginecológica siendo revisada por doctora por complicaciones de amenaza de aborto

 

Medicamentos para la amenaza de aborto

Dependiendo del factor que cause esta condición, la prescripción podría incluir algunos tratamientos hormonales o el uso de antibióticos, entre otros. Por ello, es recomendable acudir a un médico y no recurrir a la automedicación.

Cuando existe una insuficiencia luteínica, el tratamiento incluye la hormona gonadotropina coriónica humana o hCG. En algunas ocasiones también se utiliza la progesterona en dosis controladas para evitar posibles efectos secundarios.

En caso de que la sangre de la madre sea Rh-, los médicos recurren a la inmunoglobulina Rh para evitar que esta desarrolle anticuerpos que afecten al feto.

Cuando existe la presencia de anticuerpos antifosfolípidos, conviene utilizar los corticosteroides y el ácido acetilsalicílico.

De cualquier manera, las recomendaciones generales para estas pacientes incluyen el uso de medicamentos antiespasmódicos, vitaminas y ácido fólico para favorecer al desarrollo del feto. Esto reduce el riesgo de pérdida del embarazo, especialmente después de haber padecido una amenaza de aborto.

Exámenes y pruebas para diagnosticar la amenaza de aborto

Cuando se presentan los síntomas de un posible aborto, es necesario realizar una ecografía doppler y una ecografía abdominal o vaginal para comprobar:

  • El latido cardíaco del feto
  • Viabilidad del embarazo
  • El desarrollo del bebé
  • La cantidad de sangrado

Los exámenes de sangre sirven para revisar:

  • Los niveles de la hormona Beta hCG u hormona del embarazo
  • El nivel de progesterona
  • La cantidad de anticuerpos en la madre
  • La cantidad de sangre perdida

¿Cómo puede prevenirse una amenaza de aborto?

Las amenazas de aborto no se pueden prevenir debido a que sus posibles causas son diversas, incluso, en algunos casos, podrían ser desconocidas.

No existe una manera segura de predecir cuándo sucederá, sin embargo, algunas medidas disminuyen los factores de riesgo para el desarrollo normal del embarazo:

  • Realizar controles prenatales regulares
  • Llevar un adecuado control de algunas afecciones:
    • Diabetes mellitus
    • Problemas tiroideos
    • Infecciones
  • No fumar
  • Evitar la exposición a los rayos x
  • Evitar el sobrepeso
  • Reducir el consumo de cafeína
  • Evitar golpes y lesiones abdominales
  • No consumir drogas
  • No tomar medicamentos que no hayan sido prescritos por el médico

¿Cuándo debes acudir a un especialista?

Apenas percibas los primeros síntomas debes asistir con urgencia al médico. Es imprescindible controlar el sangrado y cualquier otro factor que pudiera influir en que se produzca un aborto espontáneo.

Evita la automedicación. Si presentas alguna irregularidad o indicio de aborto, en FertilT podemos realizar un diagnóstico efectivo. Nos gustaría brindarte el tratamiento más acertado y llevar el control prenatal para guiar tu embarazo a buen término.

Las amenazas de aborto no deben ser tomadas a la ligera, no olvides que la salud de tu bebé es lo más preciado. ¡Contáctanos! Estamos para ayudarte.

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (Ninguna valoración todavía)
Cargando…

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados *


Búscanos en:

Especialidades Médicas

  • Fertilidad
  • Ginecología
  • Obstetricia
  • Genética

FertilT todos los derechos reservados 2017